Inversiones

small-tiles John Benfield | 16 may 2019

Los tiempos están cambiando. El mundo va hacia las inversiones sostenibles, éticas y a largo plazo. Los gobiernos con visión de futuro destacan cada vez más el papel de los mercados financieros en la promoción de un desarrollo sostenible. La demanda de los inversores de soluciones para inversiones responsables (IR) ha aumentado notablemente, según se observa en el crecimiento de los activos que se asignan a las inversiones relacionadas con las IR. Junto con el desplazamiento hacia el seguimiento del índice de acciones de bajo costo, esto ha llevado a un incremento en el número de índices de IR que están disponibles ahora. Estimamos que los índices de IR se conviertan en un importante primer paso en la integración de las consideraciones respecto del medioambiente, la sociedad y la gobernanza corporativa (ESG) para muchos inversores con inversiones existentes pasivas o basadas en factores. Para Mercer, la inversión responsable es la integración de los factores ESG en los procesos de gestión de inversiones y en las prácticas en relación con la posesión en la creencia de que estos factores pueden tener un impacto esencial en el rendimiento financiero. Entre tanto, en la región del CCG, con esfuerzos tendientes a diversificar la economía, los gobiernos están adquiriendo conciencia acerca de la importancia de la inversión responsable. El CCG comprende cuatro de los seis fondos soberanos de inversión (SWF, por su sigla en inglés) que fundaron el One Planet SWF Working Group en diciembre de 2017 en ocasión de la reunión cumbre "One Planet Summit" en París. Dentro de los Emiratos Árabes Unidos (EAU), como por ejemplo The Green Economy for Sustainable Development and Green Agenda, están impulsando al país hacia el futuro de la inversión responsable. En consonancia con la estrategia de diversificación, estas iniciativas apoyan la Visión 2030 alineándose con las ambiciones de crecimiento económico y los objetivos de sostenibilidad ambiental de la nación. Abu Dabi está contribuyendo a la agenda en forma destacada a través de diversos desarrollos, como Masdar City, un proyecto de energía ecológica de miles de millones de dólares.1Mientras tanto, Dubai instaló un parque energético y ecológico llamado Enpark, una zona franca para empresas de energía limpia y tecnología ambiental.2 Mientras se fortalece el caso de negocio de la inversión responsable en el CCG, se presenta una demanda creciente para incorporar factores de medioambiente, sociedad y gobernanza corporativa (ESG) o cuestiones de sostenibilidad en las decisiones y procesos de inversión. Las instituciones están considerando los beneficios de la inversión responsable, no solo respecto de sus inversiones, sino también de su reputación y resultados. La inversión sostenible ofrece oportunidades atractivas para acceder al potencial de crecimiento de las empresas que brindan soluciones para diversos desafíos de escasez de recursos, cambios demográficos y cambios en las respuestas políticas en constante evolución a una serie de problemas ambientales y sociales. Los estudios y la evidencia del sector han demostrado los beneficios de integrar los factores ESG en el rendimiento a largo plazo de las empresas. Por ejemplo, el Deutsche Bank analizó más de 100 estudios académicos en 2012 y concluyó que las empresas con calificación ESG más alta tenían menor costo de capital en términos de deuda y patrimonio neto. Otro estudio de 2015 realizado por Hsu (profesor de la Universidad Nacional de Ciencia y Tecnología de Taichung, Taiwán) y Cheng (profesor de la Universidad Nacional Chung Hsing, Taiwán) halló que las empresas con responsabilidad social tienen mejor rendimiento en términos de calificación crediticia y presentan menor riesgo crediticio.3 En vista de que las empresas operan en un entorno de preocupaciones públicas por los problemas ambientales y sociales, la incorporación de los factores ESG ahora también se considera una buena práctica. Los empleados desean cada vez más trabajar e invertir en empresas que tengan un impacto positivo en el medio ambiente. Las iniciativas y organismos internacionales, como el CFA Institute, han destacado los riesgos para las finanzas y la reputación que conllevan no tener en cuenta los factores ESG. Mientras que el CCG está comenzando a comprender los beneficios de aplicar ESG, la región no ha estado demasiado alejada de su concepto. Las inversiones que respetan la ley islámica han estado presentes durante las últimas dos décadas. Ambas infraestructuras aplican el enfoque de selección negativa y buscan inversiones que brinden un retorno sostenible. Con la combinación de factores ESG y selección conforme a la ley islámica, los inversores islámicos pueden mejorar el rendimiento de la inversión a la vez que cumplen con los objetivos sociales y ambientales. Como los EAU están enfocándose ahora en la diversificación de sus inversiones, pueden beneficiarse grandemente con la creación de un mercado y cultura de inversión responsable donde la estrategia y los procesos vayan de la mano como pasos importantes para una integración exitosa. En la búsqueda del crecimiento sostenible, es esencial una capa adicional de percepción y supervisión para mitigar los riesgos emergentes, como el cambio climático. Con este objetivo, la implementación de evaluaciones de los factores ESG ayudará a definir indicadores clave de rendimiento claros y a identificar dónde y cómo los proyectos generan valor y mitigan los riesgos asociados con ellos. Por ejemplo, Mercer aplica una infraestructura de inversión para crecimiento sostenible con sus clientes que distingue entre las implicaciones financieras (riesgos) asociadas con los factores de medio ambiente, sociedad y gobernanza corporativa, y las oportunidades de crecimiento en sectores más directamente afectados por los problemas de sostenibilidad. La determinación del impacto y la mitigación de los riesgos se han tornado cada vez más importantes y representan un sólido proceso de gestión de las inversiones. Los beneficios de adoptar ESG son numerosos. Si bien el CCG ha comenzado a implementar los principios ESG, queda todavía mucho trabajo por hacer para garantizar que los gobiernos se comprometan plenamente con las partes interesadas, entre las que se incluyen los inversores, y que las estrategias se alineen en toda la región. Las presiones reglamentarias para cumplir con los estándares globales de integración ESG seguirán aumentando en los próximos años. En lugar de ocultarse, es hora de que las empresas, los inversores y los gobiernos se unan y definan una forma de trabajo que haga avanzar al CCG en lo relativo a la inversión responsable y el crecimiento sostenible. Fuentes: 1Carvalho, Stanley, "Abu Dhabi To Invest $15 Billion in Green Energy," Reuters, January 21, 2008, https://www.reuters.com/article/environment-emirates-energy-green-dc/abu-dhabi-to-invest-15-billion-in-green-energy-idUSL2131306920080121 2Energy and Environment Park:Setup Your Company In Enpark, UAE Freezone Setup, https://www.uaefreezonesetup.com/enpark-freezone 3Chen, Yu-Cheng and Hsu, Feng Jui, "Is a Firm's Financial Risk Associated With Corporate Social Responsibility?"Emerald City, 2015, https://www.emeraldinsight.com/doi/abs/10.1108/MD-02-2015-0047

Innovación

small-tiles Vineet Malhotra | 17 abr 2019

Músicos, poetas y filósofos han pasado vidas enteras preguntándose "¿quién soy yo?". En un futuro no tan distante, la respuesta a esa pregunta podrá almacenarse en nuestros perfiles personales de cadenas de bloques, especie de "arcas" que contienen los detalles de cada decisión, acción y compra que hemos hecho desde el día en que nacimos. Dígale adiós a su acta de nacimiento, al historial crediticio, al pasaporte, a su currículum y a su historia clínica, y dígale hola al futuro de las cadenas de bloques: su perfil de cadenas de bloques. Su única respuesta a la pregunta "¿quién es usted?" será un registro cronológico, totalmente detallado e inalterable que dirá con más certeza que nunca "este soy yo". La tecnología de cadenas de bloques no vivirá en nuestros pensamientos, emociones, sueños o pesadillas, ni capturará los diálogos íntimos que la gente revela en diarios personales o mientras habla con el espejo del baño por la mañana. Sin embargo, la tecnología de cadenas de bloques nunca olvidará el momento en que se rompió el brazo subiéndose a un barandal cuando tenía cinco años, cómo se disparó su ritmo cardíaco cuando conoció a su cónyuge, volcando su bebida, o que pagó un extra por la entrega urgente de un nuevo par de zapatos negros. Esos, los de la boda de su prima. Quizás, la tecnología de cadenas de bloques no sea el "usted" que los filósofos griegos tenían en mente, pero sí que será el "usted" que ve el resto del mundo; idealmente, con su permiso. Conozca sus derechos en un mundo digital   Las empresas quieren tener acceso a sus decisiones. La información acerca de por qué elige ir de vacaciones a Vietnam, comer mejillones en su lugar italiano favorito todos los martes por la noche o solo usar un cepillo de cerdas medianas es valiosa para las empresas que desean venderle boletos de avión, mariscos frescos y pasta de dientes (a usted y a la gente como usted). Cada decisión que toma en línea y cada acción que emprende constituyen datos que revelan parte de su personalidad y de sus procesos de pensamiento. En los últimos años, tanto empresas como legisladores han debatido sobre cuánto acceso deberían tener las empresas a las decisiones personales de un individuo, especialmente acerca de lo que leen, dónde hacen clic y qué compran en línea. Si bien hay fuerzas poderosas que intentan retener el control sobre los datos que los individuos generan al utilizar servicios en línea, los vientos están cambiando y el impulso normativo está comenzando a favorecer al individuo. En mayo de 2018, la Unión Europea promulgó el Reglamento General de Protección de Datos (RGPD), que establece firmemente los derechos legales básicos con respecto a la privacidad, propiedad, control, consentimiento y portabilidad de los datos para todos sus ciudadanos, independientemente de dónde vivan.1 En los Estados Unidos, la Ley HIPAA de prácticas de confidencialidad dictamina las normas nacionales para proteger los historiales médicos de los individuos y otra información personal relacionada con la salud2. Estas normas se implementaron para proteger a los ciudadanos de organizaciones que puedan tratar de usar datos personales para fines distintos a los de su recopilación o para los que el usuario haya dado explícitamente su consentimiento, y proporcionan instrumentos para imponer sanciones considerables a las entidades que violen esas leyes. En una era de transformación digital, es fundamental que las personas aprecien el valor de sus datos personales y el alcance de su derecho a la privacidad. En venta: Hábitos de sueño y rutinas de ejercicio   Los datos personales ya forman parte de la dinámica de oferta y demanda que mueve a las empresas capitalistas. Los consumidores no solo poseen poder adquisitivo, sino también acceso a los pensamientos y actividades que preceden a las compras particulares, una información que resulta invaluable para las empresas que se valen de estrategias basadas en datos para venderles sus productos y servicios a consumidores específicos. Antes de la existencia de la tecnología de cadenas de bloques, no era posible tener un registro completo que hiciera un seguimiento de las compras y comportamientos de un individuo dentro del contexto de todas las otras cosas que suceden en su vida. Ahora, en cambio, sí es posible. En la actualidad, la tecnología de cadenas de bloques hace posible que la gente cuente con un perfil inalterable, con detalles inimaginables, que comienza en el día del nacimiento de la persona y se desarrolla a lo largo de su vida entera, registrando todo: desde el momento de la caída del primer diente hasta los nombres de los nietos, así como cada consulta médica, cada pregunta de las tareas escolares, cada clic de su ratón y cada página visitada. Obviamente, las empresas van a desarrollar innumerables formas de incentivar a la gente para que permita el acceso a sus datos. Con los derechos individuales establecidos como norma legal, los consumidores mantendrán el poder en esta relación y podrán monetizar sus datos rentando el acceso a varios aspectos de sus perfiles de cadenas de bloques, desde sus hábitos de sueño hasta las rutinas de ejercicio. Al otorgar un acceso más amplio, más fuentes de datos se conectarán y se podrán predecir los comportamientos con mayor precisión, lo que aumentará el valor del perfil de un individuo. En efecto, los individuos podrán autodefinirse como objetivos de mercadotecnia que voluntariamente ofrecen sus perfiles descriptivos integrales a la venta en un mercado digital emergente de datos personales, un desarrollo que alterará radicalmente el negocio de la publicidad, la investigación de datos y el análisis. Un mundo de 8.500 millones de registros personales   En 2030, se espera que la población mundial alcance los 8.500 millones de personas. Para entonces, la tecnología de cadenas de bloques quizás pueda organizar de manera consistente, confiable y segura los datos de los individuos que constituyan las distintas comunidades y naciones del mundo. Esto hará que las sociedades centradas en la persona se vuelvan técnicamente posibles. En ellas, las acciones y las conductas de los ciudadanos se registrarán digitalmente en su registro personal: un registro inalterable que servirá como única fuente de la verdad para sus experiencias y sensibilidades. En principio, la gente creará regularmente datos en tiempo real que se agregarán cronológicamente a su perfil colectivo. Estos datos incluirán registros de salud, antecedentes educativos, credenciales profesionales, registros electorales, licencias de conducir, antecedentes penales, estados financieros y cualquier otro aspecto significativo de lo que implica ser una persona. Así, el registro personal podría llegar a convertirse en el registro universalmente aceptado al que se puede vincular toda la información relacionada con la identidad. El perfil completo de cadenas de bloques de un individuo reemplazaría todos los procesos que alguna vez se necesitaron para validar su identidad. Esta mercantilización de los datos personales tendrá un impacto profundo en la forma en que las personas se relacionan con las empresas y entre sí. ¿El hecho de ser responsables de nuestro registro personal (además de saber que los detalles de nuestras vidas estarán registrados para siempre en nuestro perfil de cadenas de bloques) cambiará nuestra manera de comportarnos? ¿Tratar de incrementar el valor de nuestro registro personal se convertirá en una extensión de nuestros intentos por mejorar nuestras propias vidas? ¿O será a la inversa? El auge del registro personal podría cambiar nuestra comprensión colectiva de la propiedad en modos que la raza humana nunca conoció desde que surgiera el concepto de los derechos de propiedad personal. Los retos del futuro para un mundo de cadenas de bloques   Los grandes avances tecnológicos siempre producen bajas. Con la proliferación de la tecnología de cadenas de bloques y el incremento en el valor de los datos personales, las sociedades corren el riesgo de polarizarse aún más en términos financieros y de clase. Las personas con mayor poder adquisitivo poseen datos que les son inherentes y que resultan muy valiosos para las empresas que venden productos y servicios o, incluso, para instituciones gubernamentales que podrían beneficiarse de su apoyo o influencia financiera. Quienes no tengan dinero o acceso a tecnologías modernas se verán en seria desventaja, a menos que los gobiernos, especialmente los de las economías en crecimiento, implementen normas que protejan a los ciudadanos vulnerables de quedar rezagados. Si bien las tecnologías basadas en cadenas de bloques se volverán más populares, las economías en crecimiento deberán también encontrar cómo integrar a los intermediarios que luchen por no quedar obsoletos. Por más que el futuro es difícil de predecir y que el cambio siempre genere desafíos, la historia nos enseña que, cuando se genera valor, la tecnología termina por imponerse. El futuro de las cadenas de bloques nos brinda a los seres humanos la oportunidad de entendernos unos a otros, y a nosotros mismos, en formas sin precedentes. Al compartir nuevos conocimientos sobre los comportamientos humanos, las relaciones y las interacciones comerciales, podemos aprender unos de otros y mejorar las condiciones para todos. Probablemente, los datos de cadenas de bloques demuestren convincentemente a la humanidad hasta qué punto nos parecemos todos. En el futuro, la pregunta más importante que la gente se formulará no será "¿quién soy como persona?", sino "¿quiénes somos como sociedad?". La respuesta a esa pregunta puede crear el tipo de civilización que músicos, poetas y filósofos alguna vez soñaron. Para obtener más información acerca del impacto de la tecnología, lee Mercer Digital’s Blockchain 101 Overview. 1Palmer, Danny. "What Is GDPR? Everything You Need to Know About the New General Data Protection Regulations." ZDNet, https://www.zdnet.com/article/gdpr-an-executive-guide-to-what-you-need-to-know/. 2"The HIPAA Privacy Rule." Office for Civil Rights, https://www.hhs.gov/hipaa/for-professionals/privacy/index.html.  

Innovación

small-tiles Vineet Malhotra | 11 abr 2019

Vincenzo Peruggia nació el 8 de octubre de 1881. Unos 30 años después, un lunes por la mañana de 1911, el diminuto hombre italiano vestido con una bata blanca (para camuflarse con los otros empleados del Louvre en París) salió caminando con la Mona Lisa. Lo único que hizo fue descolgarla de la pared. Durante los dos años siguientes, la obra maestra icónica de Leonardo Da Vinci permaneció en un baúl en el departamento del ladrón en París. Vincenzo finalmente se puso ansioso y regresó a Florencia, su querida patria, donde se puso en contacto con un comerciante de arte e intentó vender el famoso cuadro. La policía lo detuvo en su habitación del hotel. Lo que hace que esta historia sea fascinante no es que fuera tan sorprendentemente fácil llevarse un tesoro renacentista de renombre mundial, sino que el delito de Vincenzo estaba condenado desde el principio. Todos en el mundo del arte conocían los orígenes, el valor y el viaje de la Mona Lisa a su hogar en el Louvre. Toda la procedencia del cuadro quedó bien documentada y acordada. Introducir la obra maestra robada de nuevo en el mundo del arte sin activar alarmas en todas partes era imposible. La tecnología de cadenas de bloques ofrece el mismo nivel de transparencia y autenticidad para todo, desde un tapete persa y un rollo de sushi toro, hasta un préstamo hipotecario refinanciado o incluso un simple limón. Lo hace de la siguiente manera. Única fuente de la verdad de mutuo acuerdo   El primer paso para documentar datos en una cadena de bloques requiere procesos operativos que se centren en la precisión en primera instancia. Desde el paso inicial, todas las partes involucradas en una transacción deben confirmar la identidad, el valor y las estipulaciones de control que regulan el activo de cadena de bloques. En nuestra historia sobre Vincenzo Peruggia, por ejemplo, el activo es el cuadro de Da Vinci, la Mona Lisa. Está colgado en una pared determinada del Louvre. Vale 800 millones de dólares. No, no está a la venta. El valor y las circunstancias están establecidos. Si alguien intenta robar o manipular la Mona Lisa, las partes involucradas (el mundo, en este caso) lo notarán. Con la cadena de bloques, una vez que la información inicial mutuamente acordada se captura con precisión, esta se convierte en la única fuente de la verdad. Nunca se necesita verificar. Una vez que se establece la integridad de los datos relacionados con el activo de información, la tecnología de cadenas de bloques evita que los actores perversos la manipulen, porque todos en la cadena de bloques están buscando la misma información, al mismo tiempo, desde sus respectivas computadoras distribuidas en todo el mundo. Todos están al tanto del activo original confirmado y verificado y lo que sucede con los datos en el futuro. Intentar explotar o saquear ese activo digital sería como intentar robar la Mona Lisa de innumerables Louvres bien protegidos en todo el mundo. No se necesitan intermediarios   La tecnología de cadenas de bloques elimina la necesidad de un intermediario o tercero. Los intermediarios generalmente tienen la tarea de brindar integridad a los procesos transaccionales que involucran a partes que no están familiarizadas entre sí. Los bancos sirven como intermediarios para transacciones financieras entre individuos y empresas. Los agentes inmobiliarios actúan como intermediarios para realizar el papeleo de las ventas de bienes raíces. Incluso los intermediarios ilegales, como las plataformas ilícitas para descargar música, roban importantes cantidades de regalías a los músicos, a quienes les plagian o roban sus canciones en línea. La cadena de bloques puede eliminar la necesidad y el impacto de todos estos tipos de intermediarios. Tomemos como ejemplo a Eriko Matsuyama, una hipotética estudiante de arte de 23 años en la Universidad de Tohoku en Japón, que asiste a un programa de estudios en el extranjero en París. Eriko, una talentosa pintora, pasa todas las mañanas frente a la Mona Lisa componiendo elaboradas acuarelas, cada una de las cuales ofrece una interpretación única de la musa de Da Vinci. Incluso tiene una tienda en línea, donde vende sus pinturas originales a sus fanáticos de todo el mundo. A través de la tecnología de cadenas de bloques, Eriko puede autenticar la hora, la fecha y el desarrollo de cada pintura original y enviar la acuarela original y una copia digital exclusiva a sus compradores. Si el comprador decide vender la copia original o la copia digital, la cadena de bloques puede servir como prueba de autenticidad. Tal vez, en 30 años, Eriko sea una pintora famosa cuyo trabajo atraiga millones de dólares. Esas mismas acuarelas y sus copias digitales tendrán más valor, porque la cadena de bloques garantiza su origen y autenticidad a lo largo de los años, independientemente de cuántas veces se hayan comprado o vendido, sin necesidad de un intermediario que verifique la autenticidad o ayude en el proceso. Los datos se parecen a un objeto físico   La Mona Lisa es, por supuesto, un objeto físico, al igual que las acuarelas originales de Eriko, que firma a mano, pero las copias digitales de sus pinturas son activos digitales. Hoy en día, los activos digitales pueden ser cualquier cosa, desde los historiales médicos de un individuo hasta la escritura de un terreno. La cadena de bloques hace posible que exista un activo de datos en el mundo digital igual que existe un objeto físico en el mundo real. El activo de datos puede existir como una copia utilizable de un archivo de datos. Con una cadena de bloques, siempre existe una sola copia utilizable y protegida, al igual que la representación digital única de una pintura original de Eriko Matsuyama. Se puede comprar y vender, pero nunca manipular, copiar ilegalmente o malversar. En un lapso de 30 años, la copia digital de una acuarela de Eriko Matsuyama podría comprarse y venderse muchas veces a individuos o empresas que deseen imprimirla para todo, desde camisetas hasta papel tapiz. Pero siempre existirá una sola copia digital. La oferta y la demanda determinan el precio de cualquier producto o servicio. Si la cantidad de un activo digital es limitada, entonces ese activo se considera escaso, y la dinámica de oferta y demanda entra en juego, al igual que en el mundo físico. Esta conveniencia del mercado crea un valor cuantificable que puede aplicarse a todo, desde un activo individual hasta una criptomoneda. La tecnología está impulsando constantemente al mundo hacia adelante. En el futuro, el ámbito digital se caracterizará por una matriz de rutas comerciales digitales de todos los tamaños, cada una protegida por una cadena de bloques, sin piratería ni desinformación. Si la tecnología de cadenas de bloques y las tecnologías modernas hubieran existido en 1911, la Mona Lisa se habría recuperado en menos de dos horas en lugar de dos años. Hoy, la cara icónica del Renacimiento tiene aún más razones para sonreír. Para saber más acerca de cómo la tecnología blockchain, lee Mercer Digital's Blockchain 101 Overview.

Retiro

small-tiles David Anderson | 03 abr 2019

Los sistemas de pensiones asiáticos enfrentan grandes desafíos. La región está experimentando cambios demográficos radicales, con el rápido envejecimiento de la población y las tasas de natalidad en descenso. Pero los retornos de inversión son relativamente bajos debido a la incertidumbre geopolítica y las tasas de interés mínimas. Dado que la región tiene relativamente pocos sistemas de jubilación sólidos, muchos países asiáticos tendrán dificultades para proporcionar pensiones adecuadas. Los gobiernos deben tomar medidas positivas ahora para reducir las presiones financieras y evitar conflictos intergeneracionales entre jóvenes y adultos mayores. La esperanza de vida al nacer en la región ha aumentado entre siete y 14 años en la mayoría de los países durante los últimos 40 años, según el Índice mundial de pensiones de Mercer Melbourne (MMGPI) 2018, que clasifica a los sistemas de pensiones en todo el mundo en cuanto a adecuación, sostenibilidad e integridad. Este es un promedio de un año adicional cada cuatro años. El aumento de la esperanza de vida de una persona de 65 años en los últimos 40 años varía entre los 1,7 años de Indonesia y los 8,1 años de Singapur. Gran parte del resto del mundo enfrenta desafíos similares relacionados con el envejecimiento de la población, y los países están llevando a cabo reformas políticas similares. Estas incluyen incrementar la edad de jubilación, alentar a las personas a trabajar más tiempo, aumentar los niveles de financiación reservados para la jubilación y reducir la cantidad de dinero que las personas pueden retirar de sus cuentas de pensión antes de que alcancen la edad de jubilación. Los hallazgos del MMGPI 2018 plantean una pregunta fundamental: ¿Qué reformas pueden implementar los gobiernos asiáticos para mejorar los resultados a largo plazo de sus sistemas de ingresos de jubilación? El punto de partida natural para crear un sistema de pensiones de clase mundial es garantizar el equilibrio correcto entre adecuación y sostenibilidad. Es poco probable que un sistema que proporciona beneficios generosos en el corto plazo sea sostenible, mientras que un sistema que es sostenible durante muchos años generalmente proporciona beneficios modestos. Sin haber cambios en la edad de jubilación y la edad para poder acceder a la seguridad social y las pensiones privadas, aumentará la presión sobre los sistemas de jubilación, lo que podría amenazar la seguridad financiera que se brinda a las personas mayores. El aumento de la participación laboral de las mujeres y los trabajadores mayores puede mejorar la suficiencia y la sostenibilidad. Japón, China y Corea del Sur se ubican cerca de los últimos puestos del índice Mercer. Sus sistemas de pensiones no representan un modelo sostenible para apoyar la jubilación de las generaciones actuales y futuras. Si no se modifican, estos países sufrirán conflictos sociales, ya que los beneficios de pensión no se distribuirán equitativamente entre las generaciones. Japón, por ejemplo, está dando pequeños pasos para reformar su sistema de pensiones al aumentar gradualmente la edad de jubilación obligatoria de aproximadamente 3,4 millones de funcionarios públicos de los 60 años actuales a los 65 años. Los jubilados japoneses ahora pueden optar por comenzar a recibir sus pensiones en cualquier momento entre los 60 y los 70 años, y los pagos mensuales más altos se ofrecen a aquellos que comienzan a partir de los 65 años o más. Con la esperanza de vida más alta del mundo y la tasa de natalidad más baja, se espera que la población de Japón disminuya. Esta situación desafiante ya está contribuyendo a la escasez de habilidades, lo que afectará aún más la disminución de la base de ingresos fiscales de Japón. El gobierno japonés podría mejorar su sistema de pensiones promoviendo mayores niveles de ahorro en los hogares y aumentando aún más el nivel de cobertura de las pensiones estatales, ya que el 49 % de la población en edad laboral no está cubierta por los planes de pensiones privados. Al introducir el requisito de que parte del beneficio de jubilación deba tomarse como un flujo de ingresos y no como una suma global, mejorará la sostenibilidad general del sistema de seguridad social. También reduciendo la deuda pública como porcentaje del producto interno bruto se lograría, ya que esto mejora la probabilidad de que el nivel actual de los pagos de pensiones se pueda mantener. China enfrenta problemas diferentes. El sistema único de pensiones de China comprende varios planes para poblaciones urbanas y rurales, así como para migrantes rurales y trabajadores del sector público. Los sistemas urbanos y rurales tienen una pensión básica de reparto que consiste en una cuenta mancomunada (de contribuciones del empleador o gastos del gobierno) y cuentas individuales financiadas (de las contribuciones de los empleados). Algunos empleadores también proporcionan planes complementarios, particularmente en áreas urbanas. El sistema de pensiones chino podría mejorarse incrementando el uso de las contribuciones de los trabajadores a las pensiones para mejorar la protección general de jubilación de los trabajadores y aumentando el apoyo mínimo para los jubilados más pobres. También se debe introducir el requisito de que parte del beneficio de jubilación complementario deba tomarse como un flujo de ingreso. Se deben ofrecer más opciones de inversión a los titulares de pensiones para permitir una mayor exposición a los activos de crecimiento, mientras que los planes de pensiones deben mejorar sus comunicaciones con los miembros. Hong Kong debería considerar la introducción de incentivos fiscales para fomentar las contribuciones voluntarias de los miembros, y aumentar así los ahorros para la jubilación. Hong Kong también debe exigir que parte del beneficio de jubilación se tome como un flujo de ingreso. Los trabajadores mayores deberían mantenerse en el mercado laboral a medida que aumentan las expectativas de vida. Corea del Sur sufre de uno de los sistemas de pensiones más débiles para los pobres cuando se expresa como un porcentaje del salario promedio de solo el 6 %. Su sistema se beneficiaría mejorando el nivel de apoyo brindado a los jubilados más pobres, introduciendo el requisito de que parte del beneficio de jubilación de los planes de pensiones privados se tome como un flujo de ingreso y aumentando el nivel general de las contribuciones. El sistema de pensiones bien estructurado de Singapur ocupa el primer lugar en la región y ha visto mejoras en la sostenibilidad. Su sistema de jubilación, el Central Provident Fund, proporciona flexibilidad a sus miembros, que incluyen a todos los residentes de Singapur y residentes permanentes empleados. Pero aún se puede hacer más. Los obstáculos para establecer planes de jubilación corporativos grupales aprobados fiscalmente deben reducirse, y el CPF también debe abrirse a trabajadores temporales no residentes que constituyen más de un tercio de la fuerza laboral. La edad a la que los miembros del CPF pueden acceder a sus ahorros también debe aumentarse. Dado que los sistemas de pensiones son un problema intergeneracional, requieren una perspectiva a largo plazo. Los sistemas de pensiones, que son uno de los mayores inversionistas institucionales en cualquier mercado, deberían reconocer cada vez más la importancia de actuar como buenos administradores del capital que se les confía, incluida la gestión de riesgos, como el cambio climático. Con una población asiática envejecida que permanece productiva hasta los 70 e incluso 80 años, es fundamental mejorar la provisión de ingresos de jubilación adecuados y sostenibles. El aumento de la edad de jubilación, la ampliación de la cobertura de las pensiones privadas para los trabajadores y el fomento de la planificación financiera y el ahorro temprano deben ser el foco de los empleadores y los legisladores. Artículo publicado originalmente en Nikkei Asian Review.

Selección del Editor

Retiro

Asia debe sortear la crisis de pensiones
David Anderson | 03 abr 2019

Los sistemas de pensiones asiáticos enfrentan grandes desafíos. La región está experimentando cambios demográficos radicales, con el rápido envejecimiento de la población y las tasas de natalidad en descenso. Pero los retornos de inversión son relativamente bajos debido a la incertidumbre geopolítica y las tasas de interés mínimas. Dado que la región tiene relativamente pocos sistemas de jubilación sólidos, muchos países asiáticos tendrán dificultades para proporcionar pensiones adecuadas. Los gobiernos deben tomar medidas positivas ahora para reducir las presiones financieras y evitar conflictos intergeneracionales entre jóvenes y adultos mayores. La esperanza de vida al nacer en la región ha aumentado entre siete y 14 años en la mayoría de los países durante los últimos 40 años, según el Índice mundial de pensiones de Mercer Melbourne (MMGPI) 2018, que clasifica a los sistemas de pensiones en todo el mundo en cuanto a adecuación, sostenibilidad e integridad. Este es un promedio de un año adicional cada cuatro años. El aumento de la esperanza de vida de una persona de 65 años en los últimos 40 años varía entre los 1,7 años de Indonesia y los 8,1 años de Singapur. Gran parte del resto del mundo enfrenta desafíos similares relacionados con el envejecimiento de la población, y los países están llevando a cabo reformas políticas similares. Estas incluyen incrementar la edad de jubilación, alentar a las personas a trabajar más tiempo, aumentar los niveles de financiación reservados para la jubilación y reducir la cantidad de dinero que las personas pueden retirar de sus cuentas de pensión antes de que alcancen la edad de jubilación. Los hallazgos del MMGPI 2018 plantean una pregunta fundamental: ¿Qué reformas pueden implementar los gobiernos asiáticos para mejorar los resultados a largo plazo de sus sistemas de ingresos de jubilación? El punto de partida natural para crear un sistema de pensiones de clase mundial es garantizar el equilibrio correcto entre adecuación y sostenibilidad. Es poco probable que un sistema que proporciona beneficios generosos en el corto plazo sea sostenible, mientras que un sistema que es sostenible durante muchos años generalmente proporciona beneficios modestos. Sin haber cambios en la edad de jubilación y la edad para poder acceder a la seguridad social y las pensiones privadas, aumentará la presión sobre los sistemas de jubilación, lo que podría amenazar la seguridad financiera que se brinda a las personas mayores. El aumento de la participación laboral de las mujeres y los trabajadores mayores puede mejorar la suficiencia y la sostenibilidad. Japón, China y Corea del Sur se ubican cerca de los últimos puestos del índice Mercer. Sus sistemas de pensiones no representan un modelo sostenible para apoyar la jubilación de las generaciones actuales y futuras. Si no se modifican, estos países sufrirán conflictos sociales, ya que los beneficios de pensión no se distribuirán equitativamente entre las generaciones. Japón, por ejemplo, está dando pequeños pasos para reformar su sistema de pensiones al aumentar gradualmente la edad de jubilación obligatoria de aproximadamente 3,4 millones de funcionarios públicos de los 60 años actuales a los 65 años. Los jubilados japoneses ahora pueden optar por comenzar a recibir sus pensiones en cualquier momento entre los 60 y los 70 años, y los pagos mensuales más altos se ofrecen a aquellos que comienzan a partir de los 65 años o más. Con la esperanza de vida más alta del mundo y la tasa de natalidad más baja, se espera que la población de Japón disminuya. Esta situación desafiante ya está contribuyendo a la escasez de habilidades, lo que afectará aún más la disminución de la base de ingresos fiscales de Japón. El gobierno japonés podría mejorar su sistema de pensiones promoviendo mayores niveles de ahorro en los hogares y aumentando aún más el nivel de cobertura de las pensiones estatales, ya que el 49 % de la población en edad laboral no está cubierta por los planes de pensiones privados. Al introducir el requisito de que parte del beneficio de jubilación deba tomarse como un flujo de ingresos y no como una suma global, mejorará la sostenibilidad general del sistema de seguridad social. También reduciendo la deuda pública como porcentaje del producto interno bruto se lograría, ya que esto mejora la probabilidad de que el nivel actual de los pagos de pensiones se pueda mantener. China enfrenta problemas diferentes. El sistema único de pensiones de China comprende varios planes para poblaciones urbanas y rurales, así como para migrantes rurales y trabajadores del sector público. Los sistemas urbanos y rurales tienen una pensión básica de reparto que consiste en una cuenta mancomunada (de contribuciones del empleador o gastos del gobierno) y cuentas individuales financiadas (de las contribuciones de los empleados). Algunos empleadores también proporcionan planes complementarios, particularmente en áreas urbanas. El sistema de pensiones chino podría mejorarse incrementando el uso de las contribuciones de los trabajadores a las pensiones para mejorar la protección general de jubilación de los trabajadores y aumentando el apoyo mínimo para los jubilados más pobres. También se debe introducir el requisito de que parte del beneficio de jubilación complementario deba tomarse como un flujo de ingreso. Se deben ofrecer más opciones de inversión a los titulares de pensiones para permitir una mayor exposición a los activos de crecimiento, mientras que los planes de pensiones deben mejorar sus comunicaciones con los miembros. Hong Kong debería considerar la introducción de incentivos fiscales para fomentar las contribuciones voluntarias de los miembros, y aumentar así los ahorros para la jubilación. Hong Kong también debe exigir que parte del beneficio de jubilación se tome como un flujo de ingreso. Los trabajadores mayores deberían mantenerse en el mercado laboral a medida que aumentan las expectativas de vida. Corea del Sur sufre de uno de los sistemas de pensiones más débiles para los pobres cuando se expresa como un porcentaje del salario promedio de solo el 6 %. Su sistema se beneficiaría mejorando el nivel de apoyo brindado a los jubilados más pobres, introduciendo el requisito de que parte del beneficio de jubilación de los planes de pensiones privados se tome como un flujo de ingreso y aumentando el nivel general de las contribuciones. El sistema de pensiones bien estructurado de Singapur ocupa el primer lugar en la región y ha visto mejoras en la sostenibilidad. Su sistema de jubilación, el Central Provident Fund, proporciona flexibilidad a sus miembros, que incluyen a todos los residentes de Singapur y residentes permanentes empleados. Pero aún se puede hacer más. Los obstáculos para establecer planes de jubilación corporativos grupales aprobados fiscalmente deben reducirse, y el CPF también debe abrirse a trabajadores temporales no residentes que constituyen más de un tercio de la fuerza laboral. La edad a la que los miembros del CPF pueden acceder a sus ahorros también debe aumentarse. Dado que los sistemas de pensiones son un problema intergeneracional, requieren una perspectiva a largo plazo. Los sistemas de pensiones, que son uno de los mayores inversionistas institucionales en cualquier mercado, deberían reconocer cada vez más la importancia de actuar como buenos administradores del capital que se les confía, incluida la gestión de riesgos, como el cambio climático. Con una población asiática envejecida que permanece productiva hasta los 70 e incluso 80 años, es fundamental mejorar la provisión de ingresos de jubilación adecuados y sostenibles. El aumento de la edad de jubilación, la ampliación de la cobertura de las pensiones privadas para los trabajadores y el fomento de la planificación financiera y el ahorro temprano deben ser el foco de los empleadores y los legisladores. Artículo publicado originalmente en Nikkei Asian Review.

Inversiones

Las 4 principales amenazas para las economías en crecimiento de la región Asia-Pacífico
Peta Latimer | 21 mar 2019

Los países de la región Asia-Pacífico (APAC) experimentan singulares fluctuaciones en sus economías, porque cada una de ellas está definida por circunstancias geográficas, sociales y financieras particulares. Sin embargo, el ritmo acelerado de la transformación digital y la reducción de las tensiones geopolíticas han conectado los destinos de todas las economías en crecimiento de APAC con los efectos omnipresentes de la mundialización. Si bien este pronóstico optimista prevé que las economías de APAC experimenten un sólido crecimiento del 5,6 % en los próximos dos años, la región sigue estando expuesta a graves vulnerabilidades.1 Las áreas de exposición se pueden organizar en cuatro categorías: económica, geopolítica, tecnológica y medioambiental. Echemos una mirada a cada una y veamos cómo pueden generar desafíos para las naciones preparadas para el crecimiento en el futuro cercano. 1. Económica: Deuda y vivienda   En 2016, APAC superó a América del Norte al convertirse en el mayor contribuyente a la deuda mundial. De hecho, APAC representó el 35 % de la deuda mundial, lo que implica un aumento constante y significativo desde la crisis financiera de 2008. Esta deuda hace que las economías regionales resulten proclives a mayores tasas de interés y a una posible crisis de incumplimiento. Cada economía posee áreas específicas de exposición. En China, por ejemplo, la deuda de las corporaciones no financieras y de los hogares va en aumento, mientras que, en Japón, la principal preocupación pasa por la deuda pública, que expone su mercado de bonos soberanos a riesgos. India también enfrenta el impacto de un gasto de 210.000 millones de dólares en activos improductivos en bancos estatales. Desde 2010, los precios de las viviendas han estado creciendo en APAC más rápido que los ingresos, especialmente en lugares como Hong Kong, Australia, Nueva Zelanda e India, donde las familias de Bombay encuentran que casi no hay viviendas asequibles. Si bien la onerosa situación de la vivienda hace que la región se inquiete por el inminente estallido de esta burbuja de bienes, cada país cuenta con mecanismos únicos de crédito y números de deuda hogareña que determinan sus niveles de riesgo. Estas economías deben tener en cuenta las lecciones aprendidas de la crisis del mercado de la vivienda de los Estados Unidos en 2008, donde los hogares privados que no pueden pagar sus deudas contribuyeron a una crisis económica mundial que sigue atormentando a la industria bancaria internacional. De hecho, el nivel de deuda de hogares de Australia es actualmente uno de los más altos del mundo. Si tenemos en cuenta que las carteras de los bancos australianos se originan mayoritariamente a partir de préstamos hipotecarios, cuyos niveles actuales superan ampliamente al mercado de la vivienda de los EE. UU. justo antes de la crisis de 2008, muchos inversores estadounidenses y mundiales están más inclinados a cubrir el mercado australiano. 2. Geopolítica: Proteccionismo e inequidad   En una economía mundial interconectada, cada región se ve afectada por la dinámica y los aranceles del comercio internacional. La escalada de la guerra comercial entre China y los Estados Unidos amenaza las cadenas de suministro de todo APAC y existe la posibilidad de que en la red de economías estrechamente entrelazadas de la zona surja una tendencia hacia el proteccionismo, ya que algunos países enfrentan más dificultades que otros. Los rápidos desarrollos geopolíticos generan incertidumbre. Esa ansiedad a menudo obliga a empresas y legisladores a contraer y aislar la exposición de su economía a consecuencias negativas. En efecto, a medida que China y los Estados Unidos redefinen sus prioridades, las naciones de APAC se ven obligadas a decidir dónde y cómo encajan en esta situación que evoluciona constantemente. Desde Australia hasta la India, las economías de APAC se ven obligadas a zanjar las dificultades de cooperar y competir con otras naciones sin perturbar a los socios comerciales ni sacrificar oportunidades de crecimiento. Si bien APAC busca estabilidad en medio de una situación geopolítica caótica, muchos de sus integrantes están experimentando internamente cambios demográficos trascendentales, resultado del comercio mundial. El acceso a puertos marítimos aptos para el comercio, a centros tecnológicos modernos y a oportunidades de empleo altamente calificado ha llevado al florecimiento de las metrópolis y las megaciudades. Así, la continua migración de las generaciones más jóvenes a las áreas urbanas que ofrecen culturas innovadoras, ideas e infraestructura está marginando a las comunidades periféricas y rurales. Esta disparidad cada vez mayor entre quienes tienen y quienes no tienen puede llevar a la desigualdad de ingresos y riqueza, resentimiento generalizado y malestar cívico. Los legisladores intentan administrar las posturas y regulaciones que prevalecen en la gestión del capital humano dentro de la región APAC. Josephine Teo, ministra de trabajo de Singapur, abordó recientemente la necesidad de que los habitantes de Singapur viajen y trabajen en países vecinos y les pide que mantengan una actitud abierta respecto de las oportunidades en otras economías en crecimiento dentro de APAC, especialmente en momentos en los que Singapur fortalece lazos comerciales con China.2 3. Tecnológica: Milagros y amenazas   La tecnología definirá el futuro de la economía mundial. Los nuevos dispositivos y tecnologías se están desarrollando más rápido de lo que los gobiernos pueden regularlos y este vacío en el control gubernamental generará oportunidades sin precedentes para el crecimiento económico, la innovación y el crimen. La tecnología ha ayudado a APAC a aumentar la productividad de su fuerza laboral, a promover reformas sociales y la sostenibilidad medioambiental. El impacto de la transformación digital en las naciones de la Asociación de Naciones del Sureste Asiático (ASEAN) es tremendo, especialmente en el comercio electrónico, donde los países de la ASEAN representaron el 40 % de las ventas mundiales en el primer trimestre de 2017. Solo en el sudeste asiático, se espera que para 2025 la cantidad de personas con acceso a Internet y a todas sus posibilidades se triplique, pasando de 200 a 600 millones.3 Si bien las nuevas tecnologías provocarán la pérdida de algunos trabajos, estas mismas tecnologías están abocadas a crear muchos empleos nuevos. De hecho, muchas empresas que construyen sistemas de IA descubrieron que sus empleados desempeñan un activo papel en el diseño y la ejecución de la IA.4 La historia enseña que la innovación conduce a la generación de empleo. Tomemos como ejemplo la llegada de la computadora. Si bien la demanda de puestos relacionados con la mecanografía pudo haber disminuido, la demanda de trabajo basado en la informática creó nuevos empleos relacionados con el desarrollo, la operación y la programación. Sin embargo, estos logros también conllevaron nuevos desafíos. Los sofisticados delincuentes cibernéticos de todo el planeta continuarán buscando y aprovechando las debilidades de gobiernos, instituciones y empresas de todos los tamaños. A medida que los datos y la información se vuelvan tan valiosos como los recursos naturales, los ataques cibernéticos de estado a estado aumentarán en frecuencia y complejidad. La confluencia de alianzas entre gobiernos y corporaciones multinacionales tendrá ramificaciones que cambiarán la vida de los pueblos y su derecho a la privacidad. Cuando los diferentes países adopten diversas políticas con respecto a los derechos humanos y al acceso a la información personal, surgirá una nueva generación de leyes cibernéticas destinadas a establecer límites protectores y a mitigar la falibilidad humana, ya que la gente estará cada vez más interconectada con la tecnología. 4. Medioambiental: Desastres naturales y soluciones artificiales   Los factores ambientales determinarán las perspectivas económicas futuras y la calidad de vida general para APAC. Geográficamente, APAC es la zona más propensa a desastres naturales del mundo. Eventos ambientales, como inundaciones y ciclones tropicales, causan un daño tremendo en las áreas costeras; donde se encuentra la mayor parte de la población, la infraestructura y las instituciones. La imprevisibilidad de los desastres naturales suele provocar la pérdida repentina y, en ocasiones masiva, de vidas humanas; el desplazamiento de poblaciones y un desorden social y económico generalizado. Al pasar por este tipo de trauma, tanto los individuos como las comunidades deben enfrentar el dolor emocional y pasar por perturbadores operativos sanitarios hasta que los gobiernos y otras agencias puedan brindar alivio. APAC debe ser proactiva e implementar políticas y sistemas integrados que puedan mitigar la devastación que los desastres naturales representan para sus pueblos y sus economías. Esto ya está sucediendo: los mercados más maduros, como Hong Kong, han aumentado exponencialmente la capacidad de alinear los recursos y responder rápidamente a eventos tales como huracanes. Como las tecnologías y los intereses comerciales interconectan a APAC cada vez más estrechamente, los gobiernos tendrán que decidir cuáles son exactamente sus responsabilidades para con otras naciones y la región. Datos de UNESCAP   A nivel mundial, APAC desempeña un papel integral en la reducción de emisiones nocivas y contaminantes. La infraestructura anticuada y las regulaciones permisivas deben reemplazarse con tecnologías y políticas modernas, pero ese cambio puede ser lento y costoso. Muchas economías de APAC todavía dependen de recursos energéticos tradicionales, como el carbón y otros combustibles fósiles; sin embargo, se ha logrado un gran progreso a nivel regional y local. China, por ejemplo, ha logrado un notable progreso en la implementación de tecnologías de combustible verde para reemplazar el carbón y el petróleo y reducir los contaminantes gaseosos.5 Las nuevas iniciativas de China para suplantar los combustibles fósiles con energías limpias, como la energía eólica y solar, resultaron en una mejoría en la calidad del aire en ciudades como Pekín sin afectar negativamente a la economía del país. De hecho, China considera que los recursos sostenibles son el futuro de la energía y está invirtiendo agresivamente en negocios verdes, como paneles solares de alta tecnología (dos tercios de los paneles solares del mundo se fabrican en China) y vehículos eléctricos, superando incluso a Tesla con una proyección de 7 millones de ventas anuales para 2025.6 Como región, APAC también ha aceptado plataformas y nuevas tecnologías que promueven fuentes de energía renovables para combatir la contaminación del aire y los problemas de escasez de agua que representan una amenaza directa e inmediata. Lograr el equilibrio entre el desarrollo económico, el progreso en el clima y las iniciativas de sostenibilidad será algo desafiante pero necesario. Al igual que otros desafíos que la región ha enfrentado, el cambio climático requerirá una nueva era de cooperación entre las naciones, los gobiernos y las fuerzas de trabajo de APAC. Con la salida de los EE. UU. del Acuerdo Transpacífico de Cooperación Económica (TPP) en enero de 2017, APAC se vio obligado a resolver problemas mundiales desde una perspectiva más regional. Sin embargo, los líderes de APAC perseveraron y, en 2018, firmaron una versión revisada del TPP contando con el compromiso de países como Australia, Brunéi, Canadá, Chile, Japón, Nueva Zelanda, Malasia, México, Perú, Singapur y Vietnam. El nuevo tratado, denominado Tratado Integral y Progresivo de Asociación Transpacífico (CPTPP), representa aproximadamente el 14 % del PIB mundial (frente al 40 % que representaba el TPP original) y no solo detalla las nuevas dinámicas comerciales y las regulaciones de supervisión entre las naciones participantes, sino también el cumplimiento de las leyes de protección ambiental acordadas mutuamente. En este nuevo pacto, se omitieron algunas de las cláusulas sobre propiedad intelectual, arbitraje y resolución; para permitir que se continúe dependiendo de la colaboración multilateral en curso en cuestiones específicas y de la intervención local de gobiernos individuales, necesaria en nombre del interés público. Además, el acuerdo no regula la circulación regional de trabajadores y los países miembros han asegurado que los intereses de sus economías agrarias y de servicios están protegidos. El hecho de que EE. UU. tenga un enfoque cada vez más interno puede obligar a APAC a fortalecer los vínculos entre sus miembros, abriendo así más vías para oportunidades de negocios, intercambio de talentos y participación compartida en la transformación digital mundial. Con una mayoría de miembros dispuesta a ratificar el nuevo tratado, APAC representa un brillante bastión del libre comercio frente a la creciente retórica proteccionista de otras partes del mundo. Hay muchas razones para ser optimistas acerca del futuro de APAC. La transformación digital les brinda a sus economías unas oportunidades de crecimiento inigualables, así como la capacidad de conectar sus fuerzas de trabajo con una explosión mundial de avances tecnológicos, espíritu empresarial e innovación. En todo APAC, la necesidad apremiante de abordar las preocupaciones ambientales y los obstáculos financieros está generando una sensación de urgencia. Sin embargo, el enfoque colaborativo a la hora de resolver problemas es un buen augurio para el futuro de la región, ya que sus líderes comprometidos y las organizaciones locales coordinan sus fortalezas colectivas para crear prosperidad en toda el área. En una economía mundial que evoluciona constantemente, APAC está preparado para desempeñar un papel cada vez más influyente. Lea el informe de 14 Shades of Risk en Asia-Pacífico de Marsh & Mclennan para obtener más información. 1Evolving Risk Concerns in Asia-Pacific:, http://bit.ly/2APQVlZ. 2Lee, Pearl. "Ties with China Multifaceted and Strong: Josephine Teo." The Straits Times, 2 de marzo de 2017, www.straitstimes.com/singapore/ties-with-china-multifaceted-and-strong-josephine-teo. 3"Asean the 'next Frontier' for e-Commerce Boom." Bangkok Post. https://www.bangkokpost.com/business/news/1249798/asean-the-next-frontier-for-e-commerce-boom. 4Mims, Christopher. "Without Humans, Artificial Intelligence Is Still Pretty Stupid." The Wall Street Journal, https://www.wsj.com/articles/without-humans-artificial-intelligence-is-still-pretty-stupid-1510488000?mod=article_inline. 5Song, Sha. "Here's How China Is Going Green." Foro Económico Mundial, www.weforum.org/agenda/2018/04/china-is-going-green-here-s-how/. 66Jeff Kearns, Hannah Dormido y Alyssa McDonald.. "China's War on Pollution Will Change the World." Bloomberg, www.bloomberg.com/graphics/2018-china-pollution/.

Carrera

El papel de la mujer en la Visión de Arabia Saudita 2030
Najla Najm | 02 may 2019

A lo largo de los años, hemos sido testigos de la realmente notable transformación de las mujeres en la fuerza laboral de Arabia Saudita. El Real Decreto de 2017, que reconoce el derecho de las mujeres a conducir, fue un paso monumental para permitir la movilidad de las mujeres asalariadas. Sin embargo, esta nación comenzó a experimentar cambios significativos mucho antes, como el momento del nombramiento de la primera viceministra, en 2009, o aquel día de 2013, en que las mujeres comenzaron a integrar el Consejo de la Shura. Esta transformación se debe principalmente a que la educación de las mujeres pasó a ser un tema central. Sin ir más lejos, en 2008, se anunció que la Universidad Princesa Nura de Riad era la universidad para mujeres más grande del mundo.1 Estos pasos apenas representan la punta del iceberg, ya que Arabia Saudita prepara su escenario interno para encarar una actuación de las mismas proporciones en el escenario mundial, algo que será crucial para el éxito de Visión 2030.2 Desde una perspectiva mundial, el Reino de Arabia Saudita forma parte del gran diálogo que se lleva a cabo dentro de la fuerza laboral. Esta conversación plantea temas como la igualdad salarial en América del Norte, la falta de representación femenina en las juntas directivas de las empresas europeas y todo lo que se encuentra en el medio. De hecho, Mercer inició una campaña en colaboración con el Foro Económico Mundial, que presenta un estudio llamado When Women Thrive (Cuando las mujeres prosperan). De acuerdo con este estudio, a la tasa actual de cambio, cerrar la brecha económica global entre los géneros tomará 217 años. Al mismo tiempo, cada vez es más evidente que, para el crecimiento de las empresas y de la sociedad en general, tanto la igualdad de género como la participación de las mujeres en la fuerza laboral deben tenerse en cuenta. Este reporte indica, además, que una fuerza laboral diversa es un indiscutible imperativo empresarial a la hora de mejorar el balance final. Organizaciones de todo el mundo se están dando cuenta de sus beneficios y están haciendo un claro esfuerzo para aumentar la representación en el liderazgo sénior y permitir el progreso de las mujeres. Desde el punto de vista local, y con miras a Visión 2030, ha habido muchos anuncios de destacadas organizaciones, de gobierno y del sector privado, que han nombrado mujeres en puestos de liderazgo, ejecutivos y como miembros de juntas directivas. Tal es el caso de Saudi Aramco, la compañía petrolera más rentable del mundo, que recientemente nombró por primera vez a una mujer en la junta directiva, mientras que Citigroup puso a una mujer a la cabeza de su negocio en Arabia Saudita. Las empresas están logrando un progreso sostenido en el aumento de la representación en el liderazgo sénior, lo que permite el avance ascendente de las mujeres y el cierre de la brecha salarial. En efecto, su sistema de contratación y promoción del talento se basa en un sistema de competencias, ya que el talento y la capacidad son factores determinantes del éxito operativo y, en esto, las mujeres están listas para llevar la delantera. Entonces, ¿cómo pueden las organizaciones de Arabia Saudita garantizar que las mujeres prosperen y así impulsen la Visión 2030? En la actualidad, casi el 50 % de la población de Arabia Saudita es femenina, pero solo el 20 % de la fuerza laboral está compuesta por mujeres.3 Sin embargo, son ellas quienes tienden a tener un mayor porcentaje de títulos de educación superior. Si en Arabia Saudita se libera el enorme potencial de las mujeres, habrá muchos lugares en donde todo ese talento pueda aprovecharse. El estudio When Women Thrive da una idea de cómo las organizaciones pueden fomentar la igualdad de género. Por ejemplo, el análisis de los datos de la fuerza laboral permite que los empleadores vean cuáles son las experiencias profesionales que tienen un mayor valor en el desarrollo y evaluar si las mujeres tienen, o no, un acceso igualitario a esas oportunidades. De este modo, los empleadores pueden evaluar las oportunidades de recalificación y desplegar el talento de manera óptima para que las empleadas estén satisfechas con su aprendizaje. Resultado: las organizaciones se benefician de tener empleados motivados que ofrecen valor de maneras novedosas. Con la transformación a gran escala de Arabia Saudita, las personas y sus habilidades serán claves para el éxito del plan Visión de Arabia Saudita 2030, ya que la gente es la fuerza impulsora detrás de todo gran cambio. Si tenemos en cuenta los recientes progresos en las oportunidades para las mujeres y el conocimiento y las habilidades que aportarán a una fuerza laboral cada vez más diversa, el crecimiento sostenible dependerá de saber aprovechar el talento adecuado para forjar un futuro próspero. El resultado será para Arabia Saudita una mutación, ya que pasará de ser un país antiguamente impulsado por el petróleo a uno impulsado por el talento. En los próximos años, será fascinante ver cómo las mujeres siguen dando forma al crecimiento en Arabia Saudita para liberar el verdadero potencial del reino en el escenario mundial. 1"World's Largest University for Women Launched in Saudi Arabia", Arab News, May 2011,https://www.edarabia.com/21384/worlds-largest-university-for-women-launched-in-saudi-arabia/. 2"Our Vision: Saudi Arabia, the Heart of the Arab and Islamic Worlds, the Investment Powerhouse and the Hub Connecting Three Continents," Saudi Vision 2030, https://vision2030.gov.sa/en. 3Trading Economics, 20 Million Indicators From 196 Countries,https://tradingeconomics.com.  

back_to_top